*

Ciencias Naturales, Estructura y función de los seres vivos

1° Básico

Shar-pei, un animal con arrugas

Se trata de un animal muy independiente, pero a la vez fiel y cariñoso con la familia que lo tiene. Es bastante tranquilo, señorial y se les puede encontrar en varios colores: negro, azul, crema, rojo, lila y chocolate.

Una de las características más sobresalientes de los perros Shar-pei tiene que ver con sus arrugas. La piel de estos canes es tan arrugada cuando son cachorros, que con mucha suerte se le pueden ver los ojos.

En cuanto a su carácter, hay que decir que se trata de un animal muy independiente, pero a la vez fiel y cariñoso con la familia que lo tiene. Es bastante tranquilo, señorial y se les puede encontrar en varios colores: negro, azul, crema, rojo, lila y chocolate.

Originalmente, el shar-pei fue un perro de ayuda en las granjas chinas (país de origen), pero como también siempre ha sido un animal leal, confiable, alerta e inteligente, los campesinos que vivían en zonas aisladas lo utilizaban para su propia protección y la de sus propiedades.

Otra de sus antiguas funciones fue ser un perro de pelea, pues la flexibilidad de los pliegues de su piel y la esponjosidad de la misma permitía que en la lucha, sus órganos internos no sufrieran.

El Shar-pei de China es una de las razas de perros más antiguas que se conoce, y al igual que muchos otros animales, estuvo a punto de extinguirse. De hecho, hacia el año ’20, el gobierno chino hacía que los dueños de esos perros pagaran impuestos muy elevados, los que además iban subiendo con el tiempo. Así, era casi imposible que un particular tuviera un shar-pei.

Según nuestras investigaciones, la raza se salvó gracias a que un admirador estadounidense hizo un llamado a su conservación a través de una conocida revista. Esto provocó que algunos criadores y particulares pusieran sus perros en manos de expertos.

Características físicas

Este perro mide entre 45 y 50 cm (a la cruz) y una de sus peculariedades es la piel. Y no por sus arrugas sino por la textura de ella (muy áspera), que dicho sea de paso le dio el nombre a esta raza (Shar-pei significa piel de arena).

Es un perro de cabeza pesada, redonda en la parte posterior y superior, y su cara no es excesivamente arrugada. Tiene un cuello fuerte y de mediana longitud, y si te detienes bien en esta parte podrás ver que también tiene una ligera papada.

Los ojos son pequeños y hundidos, sus orejas son pequeñas y tiene la lengua de color negruzco.

El Shar-pei tiene las patas muy firmes, gruesas y musculosas, y tienen que estar bien separadas para dar paso al cuerpo ancho.