Satélites chilenos: FASat-Alfa y FASat-Bravo

El FASat-Alfa fue lanzado un 31 de agosto de 1995, sin embargo, un problema imposibilitó que se separara del satélite ucraniano Sich-1. Tres años después, el 10 de julio de 1998, el microsatélite FASat-Bravo se convirtió en el primer satélite artificial chileno que orbitó la Tierra. Luego de tres intentos, se lanzó al espacio logrando orbitar la Tierra.

  • Segundo Ciclo
  • Última actualización: 23/08/2010
  • Imprimir

Índice de Temas:

  1. FASat-Alfa: el primer satélite chileno
  2. El FASat-Bravo: Una misión exitosa

FASat-Alfa: el primer satélite chileno

El primer satélite artificial chileno, el FASat-Alfa, fue lanzado un 31 de agosto de 1995.

El primer satélite artificial chileno, el FASat-Alfa, fue lanzado un 31 de agosto de 1995.

El satélite FASat-Alfa fue el primer satélite chileno construido bajo un programa de transferencia tecnológica entre la Fuerza Aérea de Chile y la empresa británica Surrey Satellite Technology Ltd (SSTL). Este primer proyecto, fue lanzado sin éxito el 31 de agosto de 1995, ya que no logró su operación autónoma normal debido a la falla de su mecanismo de separación de su satélite madre ucaraniano SICH-1.

El objetivo principal era obtener para Chile la experiencia científica y tecnológica básica necesaria para continuar hacia pasos más avanzados y monitorear la capa de ozono.

El FASat-Alfa era un microsatélite de 50 kilogramos basado en la estructura modular desarrollada por Surrey Satellite Technology Ltd (SSTL) en diez misiones anteriores. El satélite fue construido por un grupo de ingenieros de la Fuerza Aérea de Chile y de SSTL.

El FASat-Alfa pertenecía a la categoría de los microsatélites. Medía 36 por 36 centímetros de base y 70 centímetros de altura. Su pequeño tamaño implicó la incorporación de tecnología altamente sofisticada, debido a la necesidad de miniaturizar cada función.

El FASat-Alfa era un satélite de órbita baja. A diferencia de los geoestacionarios, que se encuentran a 36 mil kilómetros de altura y cubren siempre la misma porción de superficie terrestre, el FASat-Alfa se ubicaría a una altura máxima de mil kilómetros y circundaría la Tierra 3 ó 4 veces al día. Este tipo de satélites tiene proyectada una vida de entre 8 y 10 años.

Equipo de trabajo

El equipo, todos ingenieros aeronáuticos o electrónicos, que participaron en el proyecto FASat-Alfa fueron:

Comandante de grupo Fernando Mujica Fernández: Jefe del proyecto satelital FASat-Alfa.

Comandante de grupo Mario Arancibia Marín: A cargo de los experimentos de cámaras visibles y de ozono.

Comandante de escuadrilla Marcelo Schonherr Schmidt: Está a cargo del sistema de radiofrecuencia del satélite.

Comandante de escuadrilla Rodrigo Suárez Villarroel: integró el equipo en el área de diseño mecánico y análisis termal del satélite.

Héctor Gutiérrez Méndez: Experimento de transferencia de data.

Ingeniero Juan Gatica Dinamarca: proyecto FASat-Alfa en las áreas de sistema de potencia y la unidad de navegación GPS.

Ingeniero Ramón Salgado Aravena: Áreas desistema de manejo de data a bordo y de telemetría y telecomando.

Ingeniero Álvaro Valenzuela Quinteros: Participó en el desarrollo de las antenas del satélite y en los aspectos de análisis del experimento de monitoreo del ozono.

Problemas

Luego del lanzamiento del FASat-Alfa el 31 de agosto de 1995, el satélite debía separarse desde el satélite ucraniano Sich-1, al cual estaba unido por medio de una par de abrazaderas. Una de ellas estaba unida al Sich-1 y la otra al FASat-Alfa. Al darse la orden por parte de los controladores rusos de separación, dos cargas explosivas tipo guillotina debían cortar los pernos que unían las abrazaderas y un resorte interno empujaba al satélite chileno separándolo del ucraniano. Pero las guillotinas no cortaron los pernos, sino que sólo los aplastaron, imposibilitando la separación. El FASat-Alfa sigue en órbita adosado al satélite ucraniano.