Texto informativo: La noticia

Es el relato de un acontecimiento de actualidad y de interés público. El lector recibe la información sin ningún tipo de valoración personal u opinión del periodista que ha redactado la noticia.

  • Segundo Ciclo
  • Última actualización: 07/06/2012
  • Imprimir

El cuerpo de la noticia

El cuerpo de la noticia desarrolla, a partir de lo anticipado en el lead, el resto de datos informativos que ha generado el acontecimiento.

En la redacción del cuerpo es habitual seguir la estructura de la pirámide invertida. El periodista va desgranando los datos informativos con un orden de mayor a menor importancia. Es un aspecto que diferencia el relato informativo de otro tipo de relatos como pueden ser los literarios. En estos textos el clímax de la acción suele aparecer en el desenlace; lo más importante e impactante cierra la narración. En el caso de la información, lo que reúne el máximo interés aparece al inicio de la noticia: en el lead y en los primeros párrafos del cuerpo.

El periodista debe conseguir que la lectura de su noticia reúna interés desde el principio hasta el final.

El cuerpo de la noticia contiene estos elementos:

- Los datos que completan lo enunciado en el lead.

- Aporta datos complementarios, cuando resulta necesario, que ayudan a comprender la noticia en su contexto (antecedentes, consecuencias, etc.).

- Incorpora otros elementos que tienen un interés secundario respecto a los primeros párrafos de la noticia.

Cada noticia se escribe como unidad independiente. El lector tiene que comprender los hechos sin necesidad de leer ningún otro texto. No se puede dar por sabido ningún elemento aunque haya podido aparecer en otras informaciones recientes o, incluso, aunque aparezca en otra noticia ubicada en la misma página.

Cuando el periodista comienza a redactar el desarrollo de su noticia debe tener perfectamente jerarquizados, en función de su importancia, los elementos y datos sobre el acontecimiento que relata. No debe pretender contarlo todo de una forma acelerada, de una sola vez. Lo único que consigue con esto es generar confusión al lector y dar sensación de barullo. Es muy importante mantener un ritmo armónico en todo el transcurso del relato.

Los distintos datos se van sucediendo con el orden previamente establecido, con coherencia. Se va conduciendo al lector de unos elementos a otros con suavidad, tratando de unir las ideas afines o los datos relacionados directamente.

Tanto el lead como el cuerpo de la noticia se estructura en párrafos. El periodista redacta la noticia párrafo a párrafo. Cada párrafo debe constituir una unidad que desarrolla un elemento, una idea o una acción de la noticia, y se debe escribir cada uno de ellos como si fuera el que cierra la noticia. De esta forma se podrán suprimir los últimos párrafos del cuerpo, en caso de que se reduzca el tamaño de la noticia, sin que el conjunto sufra alteraciones esenciales. Un párrafo no debe superar las cien palabras.

Toda noticia suele incluir distintos elementos relacionados. Una vez se ha desarrollado el tema principal en los primeros párrafos, se prosigue el relato de los siguientes hechos por orden de importancia hasta terminar la noticia.

La prensa escrita es consciente de que los ciudadanos se informan primero de las noticias más relevantes a través de la radio y la televisión. Por ello, en las últimas décadas los periódicos se esfuerzan en ofrecer más datos, más matices que ayuden a interpretar los acontecimientos con una mayor profundidad que la que proporcionan los medios audiovisuales. El cuerpo es la parte de la noticia donde se trata de incluir esa información.

Cuando escribas tus noticias recuerda las normas vistas del lenguaje periodístico. La extensión del cuerpo de la información es variable según sea el interés de la noticia, el espacio asignado, etc. Una extensión bastante frecuente puede oscilar entre las 700 y las 850 palabras así que ponte en marcha y prueba a escribir tu primera noticia.