*
606911.jpg

Biografías, R

Rugendas Lachler, Juan Mauricio

Pintor de origen alemán. Durante sus 11 años en Chile, se dedicó a dibujar y pintar en acuarelas y óleos paisajes y habitantes de nuestra tierra.

Nació en Augsburg, Alemania, el 29 de marzo de 1802. Hijo de Johann Lorenz Rugendas, director de la Academia de Artes de München, y de Regina Lachler.
Realizó sus estudios en el Gimnasio (liceo alemán) de Santa Clara y en la Academia de Munich, destacándose desde niño su aptitud por las artes. Sus maestros fueron su padre y los pintores Albrecht Adam y Lorenz von Quaglio. En 1821 se embarcó en la expedición científica del barón von Langsdorff, quien requería un dibujante que ilustrara la naturaleza de Sudamérica.

Rugendas fue el primero de varios pintores que buscaron la América desconocida y misteriosa para sus contemporáneos europeos.

A partir de entonces estuvo en Brasil (1822-1825), Haití (1830), México, Chile (1834-1842) y Perú (1842).

Regresó a Alemania en 1845. En München se casó con María Sigl, pero el matrimonio no alcanzó a durar un mes, porque Rugendas falleció. Murió en Weilheim el 29 de marzo de 1858.

Romántica residencia en Chile

En México, Rugendas fue encarcelado y desterrado a Chile, acusado de haber conspirado contra el gobierno del general Anastasio Bustamante.

Llegó al país el 1 de julio de 1834, encontrando aquí su residencia y fuente de su actividad pictórica por más de 10 años. Asimismo, encontró el amor: en una tertulia en la casa de Isidora Zegers en Talca conoció a Carmen Arriagada, con la cual inició un largo romance -por carta- de casi 16 años. En Chile vivió los años más románticos de su existencia, eternizando lo que vio en sus dibujos, acuarelas y óleos.

Su obra estuvo inspirada por los paisajes y habitantes de esta tierra, desde el Norte hasta la región indígena del Sur, donde con la ayuda de un cacique logró captar imágenes familiares y costumbres del pueblo mapuche. Incluso, visitó el Archipiélago Juan Fernández.

Viajes en América

En 1837 visitó Mendoza y San Luis. En esta ciudad sufrió una caída de su caballo, que le acarearría problemas hasta el final de sus días. Esto le significó deudas que cancelaba repitiendo cuadros ya hechos, o con dinero que le enviaba su amigo Alexander von Humboldt.

Se trasladó a Valparaíso en 1839 y publicó su Álbum de Trajes Chilenos.

En 1840 viajó a Perú, donde continuó pintando los paisajes de la América mestiza e indígena. Regresó a Chile en 1845 a despedirse de su gran amor, partiendo luego a Buenos Aires y de ahí nuevamente a Brasil.

De nuevo en Alemania

Volvió a Alemania, donde fue pintor de la corte de los reyes Luis I y Maximiliano II de Baviera. Contaba en su producción artística con más de 3 mil obras acerca de América, que Luis de Baviera adquirió para el Estado alemán a cambio de una pensión vitalicia para Rugendas. Estas se conservan en el Staatliche Grapjische Sammlung de München. De Chile se contabilizaron 87 óleos y 750 dibujos a lápiz.

Recomendamos: Museo Nacional de Bellas Artes

En este museo, que está ubicado en el parque Forestal (Santiago), existe una exposición permanente de pintura chilena.

En ella destacan numerosas pinturas de artistas extranjeros que vivieron en Chile durante el siglo XIX como el francés Raymond Q. Monvoisin, el italiano Alejandro Cicarelli, el alemán Ernesto Kirchbach y el inglés Thomas Somerscales.

También podemos encontrar obras de reconocidos pintores chilenos como Pedro Lira, Alfredo Valenzuela Puelma, Alberto Valenzuela Llanos, Juan Francisco González y Alfredo Helsby.

Raimond Quinsac Monvoisin

Pintor neoclásico francés que llegó a Chile en 1842, después de recibir una invitación del encargado de negocios de Chile en Francia, Francisco Javier Rosales. Su primera labor fue encargarse de una exposición de telas traídas desde Francia y dos años después inauguró una academia de pintura.

En agosto de 1845 se fue a Perú, logrando ganar mucho dinero por sus obras.
A su regreso a Chile, decidió comprar el fundo Los Molles, pero luego se fue a Francia a buscar a su mujer e hijo. Lamentablemente, ella no aceptó la proposición y se vino solo con su sobrino Gastón Raimundo.

Ya estando en Chile (1848), inició un taller de pintura en Santiago y otro en Valparaíso. En 1857, se fue a vivir definitivamente a París, donde continuó pintando sobre América. Falleció el 26 de marzo de 1870.

En 1839, se trasladó a Valparaíso y publicó un álbum de Trajes Chilenos. Al año siguiente, viajó a Perú, donde continuó pintando. Regresó a Chile en 1845, partiendo al poco tiempo a Buenos Aires y después a Brasil. De ahí volvió a su Alemania natal, donde fue pintor de la corte de los reyes Luis I y Maximiliano II de Baviera. Falleció en dicho país el 19 de mayo de 1858.

Thomas Somerscales

Marino inglés que llegó a Valparaíso en 1869. Su primera actividad fue impartir clases de inglés, matemáticas, geografía y dibujo en el Artizan English School del puerto. Luego se dedicó por completo a la pintura.

Así, al estallar la guerra del Pacífico (1879), se consagró como pintor de las glorias navales.

En 1892, regresó con su familia a Inglaterra, pero volvió a Chile en 1910, participando como delegado de la sección inglesa en la Exposición Internacional de Bellas Artes durante la celebración del Centenario de nuestro país.

En 1912, por encargo del gobierno de Ramón Barros Luco, pintó un cuadro sobre la Primera Escuadra Nacional. Tres años después se volvió a Inglaterra, falleciendo en ese país el 27 de junio de 1927.