*

Gramática, Lenguaje y Comunicación

Segundo Ciclo

Accidentes verbales

El verbo sirve para denominar acciones. Pero no sólo los ocupamos para nombrar las actividades, sino también para expresar quién realiza esta actividad, y si la realiza ahora o lo hará después.

Para poder expresar todo esto, el verbo debe cambiar, es lo que llamamos un verbo conjugado. Este es un verbo que conserva su significado, pero que varía ligeramente para expresar lo que ya dijimos.

Veamos un ejemplo: la acción de desplazarse en el agua se denomina nadar. Si Daniela realizó dicha acción ayer, dirá nadé; si la realizará mañana, dirá nadaré; si debe cumplirse alguna condición para que Daniela pueda nadar, dirá: nadaría.

En todos los casos, las palabras nos traen a la memoria el mismo significado: la acción de nadar, sólo que ésta se encuentra modificada según las circunstancias. Estas circunstancias son varias, y les llamamos accidentes. Como los accidentes provocan muchas variaciones en el verbo, vamos a estudiarlos por separado.

Persona y número

La variación o accidente que podrás identificar de forma más rápida es la de persona y número. El número se refiere a si es una sola persona la que realiza la acción del verbo, o son varias personas juntas las que lo hacen. En el primer caso, decimos que el verbo está conjugado en forma singular. Cuando la acción es realizada por más de una persona, se dice que el verbo está en plural.

Ahora bien, aun cuando el verbo esté en singular, es decir, cuando la acción sea realizada por una sola persona, estas personas pueden ser diferentes:

La primera persona singular, es Yo.

La segunda persona singular, es .

La tercera persona singular, son Él o Ella.

Igual cosa ocurre cuando la acción es realizada por más personas, en este caso existen:

La primera persona plural: Nosotros (es como decir “varios yo”)

La segunda persona plural: Vosotros.

La tercera persona plural: Ellos o Ellas.

NOTAS RELACIONADAS