*

Comunicación oral, Lenguaje y Comunicación

Segundo Ciclo

La conversación

Una de las formas discursivas más utilizada es la conversación, ya que la ocupamos a diario con nuestra familia, con los amigos, en el trabajo, cuando vamos a comprar, etc. Los temas son tantos y tan distintos, como hombres hay en la tierra.

La conversación es un diálogo espontáneo, un intercambio comunicativo entre dos o más personas, que se establece por medio del lenguaje oral (por ejemplo: a través del teléfono) o escrito (por ejemplo: el chat).

La finalidad es intercambiar mensajes entre los interlocutores (si no existiera intercambio, sería monólogo). La conversación se caracteriza por ser familiar y expresiva, valiéndose de factores fundamentales de elementos verbales, no verbales (movimientos faciales y corporales, gestos o mímica) y paraverbales (tono, ritmo, entonación de la voz) para su desarrollo.

Los interlocutores construyen su propio discurso, considerando un contexto y situación comunicativa. Es decir, el tema es determinado por ellos y éste puede girar en torno a uno o varios asuntos de distintas índoles. A partir de esto, se ha descubierto que existen distintas intenciones que se manifiestan en la conversación. Éstas se traducen en necesidades como: la de expresar, de producir sonidos, de contacto, de comunicarse, de crear, etc.

La conversación, como discurso privado oral puede darse tanto a nivel formal como informal.

La conversación en una situación informal

– No tiene una organización determinada pero sí una estructura.

– Los temas son indeterminados y muy flexibles. 

– Son espontáneas y cotidianas.

– El registro de habla es informal o coloquial.

– La relación del los hablantes es simétrica. 

Ejemplos: Conversación entre familiares y amigos, llamadas telefónicas, etc.

La conversación en una situación formal

– Es aquella que tienen una organización y ha sido preparada.

– El registro de habla es culta o formal, o ambas.

-El tema está determinado. 

– La relación de los hablantes es asimétrica. 

Ejemplos: Tertulia, debate, entrevista, mesa redonda, consulta médica, juicio oral, conferencia, etc.

Estructura de la conversación

Si bien es difícil estructurar una conversación, debido a que es impredecible, subjetiva y depende de los interlocutores, se podría establecer la siguiente estructura:

Saludo o apertura: inicio de la conversación e introducción del tema, que puede desarrollarse a través de un saludo, mediante una invocación al receptor, llamada de atención, expresiones interrogativas o exclamativas.

Desarrollo: se refiere a la sucesión de enunciados emitidos tanto por emisor como el receptor bajo turnos de palabras, donde intercambian información y/u opiniones sobre el/los tema(s) presentado(s). Éste puede variar en el transcurso de la conversación, siempre y cuando los interlocutores estén de acuerdo.

Cierre o despedida: parte de la conversación donde los interlocutores cierran el tema dialogado y se da por finalizada la conversación.

 

NOTAS RELACIONADAS